Los numeros cantan: las empresas que dedican más recursos al Marketing de Contenidos obtienen mejores resultados en su área de marketing. Por eso, invierten cada vez más en esa partida.


Si buscamos “Marketing de Contenidos” en Google obtenemos 1.350.000 resultados. En inglés son más de 47 millones las entradas almacenadas en torno al “Content Marketing”. Son cifras que demuestran que esta disciplina está creciendo ‘a la velocidad de la luz’, lo que hace que genere un gran interés entre los profesionales del Marketing Digital. ¿Una idea para empezar? Ubicar al usuario en el centro de todo nuestro universo de marca y olvidar el producto-centrismo. Y sí, es necesario hacer una inversión, pero los beneficios, como leerás en este artículo, son reales.

 

Fidelizando audiencias

Atendiendo a datos de numerosas fuentes, no cabe duda de que esta estrategia de creación de contenido valioso arrasa a la hora de convertir a la audiencia en posibles clientes. Por ejemplo, las empresas que tienen un blog obtienen un 126% más de crecimiento de leads que las que no lo tienen, según datos de la agencia estadounidense Impact. Esto, además, sucede en un contexto en el que nada menos que el 77% por ciento de los usuarios de internet lee blogs asiduamente.

Pese a las cifras, existe un debate entre si es más importante vender o conseguir la atención del consumidor. En el equilibrio entre la exposición y la vinculación a la marca está la clave. Sin perder de vista que el marketing de contenidos sirve para crear vínculos emocionales entre la marca y el consumidor, los datos nos llevan razonablemente a pensar que postear de forma habitual funciona. Por otra parte, no hacerlo es perder una valiosa oportunidad de aproximación como marca a montones de leads potenciales.

Por poner un ejemplo, el 61% de los consumidores online de EE. UU. confiesa haber hecho alguna compra después de leer una recomendación en un blog. Una cifra Impact que pone de relieve que el Marketing de Contenidos crea confianza de un modo casi imbatible. Una confianza duradera en el tiempo, que se traduce en consumidores que prestan atención y escuchan la voz de su marca.

 

El marketing de contenidos en cifras

 

Sigamos con los números. Según el informe de tendencias 2018 en Norteamérica del Content Marketing Institute:

  • El porcentaje medio del presupuesto total de marketing dedicado al Marketing de Contenidos es del 26%.
  • Los encuestados que registran resultados más exitosos gastan el 40% de su presupuesto en Marketing de Contenidos.
  • Los que menos rendimiento le sacan a esta disciplina dedican solo un 14%.

 

Los números no engañan

 

A medida que la madurez del Marketing de Contenidos crece, las organizaciones tienden a comprometer más parte a esta partida. Así, podemos diferenciar varias fases:

  • Los que están dando sus primeros pasos en el Marketing de Contenidos gastan un 19%.
  • Los que están en una fase intermedia dedican el 25%.
  • Y los que están en una fase madura y tienen totalmente integrado el Marketing de Contenidos en su Marketing Mix dedican el 33%.
  • Además, el 38% espera que su presupuesto de Marketing de Contenidos aumente en los próximos 12 meses.

 

El marketing de contenidos por fases

 

En Europa, según la estadística de gasto en Marketing de Contenidos de Statista, en 2014 se invirtieron aproximadamente 740 millones de euros en Marketing de Contenidos, para pasar en 2016 a alrededor de 1000 millones de euros. La cifra de inversión prevista para 2020 es del doble, 2.120 millones de euros.

De lo que no hablan los números es de la importancia de la búsqueda del partner ideal para esta travesía, pero sí que son cifras lo suficientemente elocuentes que demuestran dónde estamos y hacia dónde vamos. Y, lo que es más importante, dónde está nuestra competencia y en qué terreno de juego nos movemos.

Y para que puedas hacerte a la idea del tipo de proyectos que podemos trabajar mano a mano te invitamos a echarle un ojo a este ejemplo, con el que pretendemos ayudar a la ONG Oceana a salvar el mar con argumentos.



ARTÍCULOS RELACIONADOS